Técnicas de repaso para oposiciones

Repaso en oposiciones: Cómo repasar y tipos de repaso

Cuando preparamos una oposición debemos estudiar y memorizar gran cantidad de información en un periodo largo de tiempo. Son muchos temas los que hay que retener y a veces, al avanzar en el temario, nos encontramos en la situación que no recordamos parte de lo estudiado con anterioridad. Es ahí donde el repaso cobra vital importancia.

En el post de hoy te vamos a hablar de cómo repasar en una oposición para que no se te olvide lo que has estudiado. Te contaremos cómo repasar, qué tipos de repaso hay, cuánto tiempo debes repasar para que no se te olvide un tema o cómo planificar el repaso en una oposición.

Tan importante es estudiar y preparar cada uno de los temas, hacer buenos resúmenes para estudiar, como ir repasando de vez en cuando para retener toda la información en tu memoria.

Seguro que con los consejos para repasar que te daremos a continuación tus horas de estudio serán más eficientes y productivas.

Pero antes de comenzar vamos a definir un par de conceptos…

 ¿Qué es el repaso?

Según la RAE hay diferentes acepciones para la palabra repaso pero las que se ciñen a nuestro interés serían:

1. m. Acción y efecto de repasar.

2. m. Estudio ligero que se hace de lo que se tiene visto o estudiado, para mayor comprensión y firmeza en la memoria. El repaso es una técnica de estudio que consiste en volver a releer aquello que hemos estudiado previamente, con el objetivo de consolidar los conocimientos y reforzar el recuerdo de aquello que debemos memorizar.  

Ahora que ya tenemos claro el concepto vayamos a lo importante: ¿por qué es importante repasar?

También puede interesarte:

🔹 Cómo hacer los mejores resúmenes para estudiar

🔹 Las mejores apps para estudiar oposiciones

Repaso en oposiciones ¿Por qué es importante?

Comenzamos diciendo que repasar debería ser obligatorio para todos los opositores/as.

A lo largo de la preparación de tu oposición es casi imposible retener toda la información de tu temario. Lo que debemos es tratar de retener la máxima información posible y es ahí donde juega un papel importante el repaso.

Olvidar es parte del camino en la preparación de tu oposición, es por ello que deberás transformar tus recuerdos a corto plazo (como por ejemplo un tema de oposición) a recuerdos que se encuentren en tu memoria a largo plazo. ¿Cómo? Ahora lo veremos.

¿Qué es la curva del olvido? ¿Cómo funciona la curva del olvido en una oposición?

El ciclo del olvido o curva del olvido nos viene a decir que tan pronto estamos estudiando algo, por ejemplo un tema, tu memoria ya va olvidado “cosillas”. Desde el momento en que estudiamos algo, la memorización de ese algo empieza a decaer.

Se ha estudiado que en el transcurso de 30 días ya hemos olvidado casi la mitad del contenido que hemos estudiado.

La teoría de la curva del olvido fue desarrollada por el psicólogo Hermann Ebbingaus en 1885, y en esta teoría se nos dice que la curva del olvido representa de qué forma se va desvaneciendo el recuerdo de lo aprendido con el paso del tiempo.

Para intentar que esta curva no sea tan pronunciada, lo que hizo Hermann Ebbingaus fue repasar periódicamente lo estudiado. Al hacerlo consiguió aumentar de manera considerable su capacidad de memorización. A mayor frecuencia en sus repasos mayor retentiva de datos. Interesante ¿verdad?

La curva del olvido: Cómo repasar unas oposiciones

Qué conclusión podemos sacar de la teoría de la curva del olvido aplicada a la preparación de unas oposiciones, pues que para retener con “calidad” tu temario deberás repasar frecuentemente cada parte que hayas estudiado. Pasando de tener esa información en tu memoria a corto plazo a tu memoria a largo plazo.

Herman Ebbinghaus fue un psicólogo alemán que estudió los ciclos del recuerdo y el olvido. En sus estudios declaró que:

En 1 día olvidamos un 50% de lo aprendido. Al segundo día hemos olvidado el 70%. En una semana habremos olvidado el 90%.

Tipos de repaso en oposiciones

Podríamos decir que existen 3 tipos de repasos, diferenciados entre sí en función del tiempo en el que se realizan (cerca del primer tema estudiado o cerca del examen de tu oposición, por ejemplo). En base a esto nos encontramos:

  1. Primer repaso.
  2. Repasos intermedios.
  3. Último repaso.

El primer repaso

  • Lo primero de todo es tomar conciencia de que te hacer un repaso de un tema de tu oposición no es “escanear” de manera rápida cada uno de sus párrafos. Requiere un compromiso y actitud activa para repasar cada página de esa tema con el objetivo de dominarlo por completo.
  • Cuanto antes comiences tu primer repaso mejor que mejor. Como hemos visto anteriormente, tan pronto estudias algo ese algo comienza a olvidarse progresivamente así que la mejor manera de retenerlo es comenzar cuanto antes. La consolidación de lo estudiado en tu memoria a largo plazo será más eficaz cuando está pegada a la memorización.
  • Una buena manera de comenzar este primer repaso es haciendo un esquema o índice en un papel para tener estructurada en la cabeza la información que quieres retener.
  • A continuación reproduce mentalmente o en voz alta lo que ya has estudiado y quieres repasar.
  • Si un tema de tu oposición es muy largo divide el repaso por subapartados. Reproducen mentalmente cada apartado del tema y las cosas que no recuerdes anótalas o márcalas en tu tema para, en un siguiente repaso, revisarlas y recordarlos.  Y así con cada división que hayas hecho en tu temario.
  • Una vez hayas finalizado el repaso de tu tema vuelve a echarle un vistazo de manera rápida y céntrate en las partes que te ha costado recordar y que has marcado. Si ves que has olvidado un apartado o un fragmento importante, estúdialo de nuevo como si fuera la primera vez.

El repaso intermedio

Es el que se produce entre el primero y el previo al examen de tu oposición. Tienen tres objetivos principales:

  1. Afianzar los contenidos cada vez con más solidez.
  2. Detectar olvidos o fallos de comprensión o retención.
  3. Entrenarte para ser capaz de ofrecer una respuesta solvente y rápida en una situación de exigencia y nervios, como suelen ser los exámenes.

Sobre cuándo realizar este repaso dependerá de cómo tengas organizada la preparación de tus oposiciones. A medida que avanzas en el estudio de tu temario deberías dedicar una hora o dos al día a realizar segundos o terceros repasos de temas ya estudiados y a los que ya has hecho el primer repaso. Como has visto en la Curva del olvido , a mayor refuerzo mayor recuerdo.

El último repaso

Como su nombre indica es el repaso que hagas de tus apuntes o temas los días antes de la fecha de tu examen. Quizás en una oposición este último repaso no es tan importante como los anteriores, ay que te será casi imposible repasar cada uno de los temas al 100% el día previo a tu examen. Pero si podrías repasar aquellas partes que se te han resistido y consideres importantes para tu oposición.

Un consejo: Es muy importante que las lagunas que hayas descubierto a lo largo de los anteriores repasos hayan quedado resueltas antes de llegar al último. No llegues a este repaso con dudas o fallos pendientes, porque pueden afectar a la confianza en ti mismo.

Técnicas de repaso en oposiciones

Ahora que ya sabes la importancia del repaso en oposiciones y cómo debes repasar en una oposición vamos a enseñarte alguna técnica de repaso, por si quieres aplicarla en la preparación de tu oposición de educación. Técnicas para repasar muy sencillas de aplicar y que a buen seguro te serán de utilidad.

El repaso espaciado

Se trata de una de las técnicas de repaso en oposiciones más eficaz. Su aplicación es muy sencilla. Tan solo tienes que realizar un calendario de repaso en el que reflejarás la organización del repaso de cada uno de los temas del temario de tu oposición. Un ejemplo de planificación semanal de un repaso espaciado sería:

Planning repaso oposiciones

  • El lunes: estudio de la unidad 1.
  • El martes: estudio de la unidad 1.
  • El miércoles: estudio de la unidad 2 y repaso inicial de la unidad 1.
  • El jueves: estudio de la unidad 2.
  • El viernes: estudio de la unidad 3 y repaso inicial de la unidad 2.
  • El sábado y domingo: ¡descanso!

Y así sucesivamente cada semana, añadiendo temas a medida que avanzas en tu preparación.

Otro intervalo de repasos podría ser:

Planning repaso oposiciones

  • Primer repaso: al día siguiente de estudiar un tema.
  • Segundo repaso: a la semana.
  • Tercer repaso: a los 30/40 días.
  • Cuarto repaso y siguientes (si fuesen necesarios según la fecha del examen): distanciarlos cada 30/40 días.
Técnica del repaso espaciado

El repaso mediante el sistema de arrastre

Se trata de un método de repaso para oposiciones en el que se va acumulando progresivamente los temas de tu temario que debes repasar.

La técnica es muy simple. Se trata de que cuando finalice tu semana de estudio deberás dedicar unas horas a repasar todos los contenidos que has estudiado. A medida que cada semana que pase deberás repasar tanto los contenidos de esa semana, como los repasados en semanas anteriores. De esta manera te asegurarás de que tienes siempre fresco el contenido que has ido estudiando durante las últimas semanas o meses.

En un método de repaso que al principio se hace llevadero pero que si tu oposición consta de un temario de 75 temas las últimas semanas de repaso serán bastante “pesadas”. Así que quizás no se la mejor técnica de repaso para una oposición con un amplio temario.

El repaso en voz alta o técnica Feynman

El repaso en voz alta, o técnica Feynman, es un buen método de repaso para unas oposiciones como las de educación, en las que hay que defender de manera oral ante un tribunal la materia estudiada. Con este método de repaso para oposiciones trabajarás tanto la memoria auditiva como tu oratoria.

El sistema es bien sencillo, cada tema que quieras repasar lo harás de manera oral, actuando como un profesor/a que explica en alto un tema a su alumnado.

Si aplicas esta técnica, lo más normal es que al principio tengas que echar mano de tus apuntes o temario, ya que no te sabrás todo el contenido de memoria, pero a medida que repitas la operación tendrás que recurrir menos veces a esos apuntes y temas ya que irás recordando cada vez más de lo repasado.

Conclusiones

El repaso en oposiciones es fundamental para alcanzar tu objetivo: aprobar tu oposición de educación y conseguir tu plaza fija como funcionario/a docente.

Existen diferentes técnicas de repaso para exámenes y para oposiciones. No tienes porqué elegir sólo una técnica para repasar, puedes ir adaptando cada una de ellas a tu ritmo o al ritmo que te marque tu preparador o preparadora de oposiciones. Lo fundamental hacer repasos efectivos y que funcionen según lo que necesites.

Los repasos en oposiciones: cómo, cuándo y porqué

Si aún te has quedado con dudas y quieres profundizar un poco más en este tema te recomendamos que prestes atención a este vídeo:

Seguiremos profundizando en este tema en futuros post. Nuestro objetivo es el darte a conocer todas las técnicas y herramientas que te ayuden a estudiar de manera más eficiente y que superar tu oposición sea una tarea un poco más fácil.

¡Esperamos que este artículo te haya servido de ayuda. Si es así, ayúdanos y compártelo en tus redes sociales.

Curso de programación didáctica para maestros